¿QUE ES Y PORQUE FUNCIONA Botanical glycerine soap?

Botanical glycerine soap es la combinación de ingredientes perfecta para hidratar y enriquecer de nutrientes la piel; como sabemos la dermatitis, eczemas, psoriasis, piel atópica o sequedad extrema necesitan una hidratación profunda para aliviar su sintomas. Todos los componentes de jabón cósmetico Botanical glycerine soap han demostrado por separado su eficacia en y unidos en proporciones determinadas y minuciosamente calculadas, dan como resultado una gran hidratación, limpieza y protección para tu piel.

CINCO ACEITES ESENCIALES

  • El aceite de coco posee ácido láurico, vitamina E y K, la combinación idónea para humedecer los tejidos de la piel en profundidad , favorecer la regeneración celular y aportar suavidad.  Además, preserva el colágeno y la elastina,  convirtiéndolo en tu aliado perfecto para prevenir el envejecimiento y la aparición de líneas de expresión y arrugas.  El ácido laúrico, el ácido místrico, el ácido cáprico, el ácido caprílico y el ácido capróico son los responsables de las propiedades anti microbianas del aceite de coco, usado también para el tratamiento de enfermedades. Sus efectos han quedado demostrados con éxito en pacientes con problemas en la dermis, así como humectante terapéutico para combatir la xerosis leve a moderada.

El aceite de oliva, por su alto contenido en vitamina A y E aporta propiedades humectantes y nutritivas  ideales para pieles secas o sensibles, logrando una hidratación profunda.  Funciona también como potente barrera frente al envejecimiento, previniendo daños y recuperando la elasticidad natural de la piel. Además, el  aceite de oliva tiene una gran capacidad reparadora de los tejidos dañados de la piel, acelerando el proceso de recuperación por su aporte vitamínico.

El aceite de laurel cuyos componentes químicos esenciales son: mirceno, chavicol y eugenol , se caracteriza por ser antiséptico y beneficiosos a la hora de combatir afecciones cutáneas por ser antiinfeccioso, antibacteriano y regenerador entre otras muchas propiedades. Es considerado muy útil y recomendable para el cuidado de la piel, ya que gracias a sus componentes vitamínicos, minerales y antioxidantes, regeneran la piel y ayudan a combatir la psoriasis.

  • El aceite de rosa mosqueta es uno de los aceites regeneradores e hidratantes más potentes para la piel. Contiene ácidos esenciales como el omega 6, omega 3 y linoléico, y antioxidantes y vitaminas como la vitamina A o la vitamina C, estimulante natural de la producción de colágeno, que ayuda a reducir las líneas de expresión y las arrugas del rostro.  Los beneficios del aceite de rosa mosqueta van más allá del uso cosmético, y es que tiene grandes propiedades terapéuticas. Sus ácidos grasos esenciales aportan propiedades hidratantes, reafirmantes y reparadoras, así como antioxidantes y antiinflamatorias, sus ácidos grasos esenciales  están implicados en los fenómenos de inmunidad, inflamación, acción antiagregante plaquetaria y vasodilatadora y en la permeabilidad de la barrera epidérmica.

El aceite de clavo se extrae de las flores y las hojas. Sus fines medicinales, estéticos y de bienestar están ya muy extendidos gracias a sus propiedades como antiséptico, repelente, antibacteriano, antifúngico, digestivo o afrodisíaco, entre otros. Funciona como potente antibacteriano de amplio espectro antiviral y actua como capa protectora de nuestra dermis. El aceite de clavo ha sido usado para tratar la micosis o el herpes zóster.

CINCO PRINCIPIOS ACTIVOS

Alga fucus, con grandes propiedades anti-envejecimiento por el llamado fucoidan, su principal compuesto, que retiene de forma natural el colágeno de nuestra piel a la vez que disminuye el grosor de la piel y mejora su elasticidad. Los minerales presentes en su composición ayudan a nutrir y limpiar la piel de toxinas, causantes de sequedad, arrugas y  excesiva retención de líquidos.

La avena, gran fuente de fibra, magnesio, cobre, hierro y potasio, contiene antioxidantes, muy beneficiosos y necesarios para el cuidado de nuestra piel.  Sus proteínas actúan como barrera protectora, bloqueando los compuestos inflamatorios y los antihistamínicos, ayudando así a calmar la picazón en la piel. Es un chute de hidratación para nuestra piel por su alto contenido en grasas: 65% de grasas no saturadas y 35% de ácido linoléico. La avena se utiliza también como nivelador de PH, ayudando a mantener la humedad natural de la epidermis.

La  miel de brezo, aunque no identifiquemos el uso médico o cosmético como uno de sus usos habituales, es muy beneficiosa y tiene muchas aplicaciones. Es un regenerador natural, aplicado en la cicatrización de heridas y además ayuda a desinfectar e hidratar tu piel.

El extracto de aloe veraresulta muy interesante por su gran capacidad de penetración en la dermis. Sirve como reparador de zonas dañadas por sus propiedades antiinflamatorias, usado a diario, es el mejor hidratante y regenerador celular, elimina las células muertes y favorece la salud de los tejidos, protege la piel del daño generado por los radicales libres y combate las irritaciones y la dermatitis, estimulando y  fortaleciendo las fibras de colágeno y elastina.

El carbón activado es el culpable de su color negro característico.  Limpia la piel en profundidad eliminando bacterias y grasa superflúa incrustadas en los poros. Posee propiedades desinfectantes y desintoxicantes.

TAL VEZ LA MEJOR SOLUCIÓN PARA ALIVIAR LA DERMATITIS! QUE ESPERAS!